viernes, septiembre 16, 2005

Borges disfrazado de ancianita


El señor Borges ya salió de campaña. En sus visitas por los barrios, ofreció (supongo) bozalazos de arepa a diestra y siniestra y “justicia para todos” (siempre y cuando algún canal privado lo transmita).

En una de sus visitas, un ayudante de él supuestamente escuchó esta frase de una viejecita de un barrio: "No saquen a Chávez de Miraflores, sáquenlo del corazón de las personas a las que envenena". El ayudante en cuestión compartió con terceros esta "genial" frase.

Lo curioso del asunto es que esas mismas exactas palabras se las escuche al mismísimo Borges, par de semanas posteriores al referendo revocatorio, en una clara señal de resignación ante el adverso resultado.

Entonces, ¿resonancia intelectual? o ¿acaso será que este eufemismo de la vieja guanábana le achaca la elaborada frasecilla a una viejecita de barrio para redimensionar la daga?

Una u otra opción, el caso es que siguen dándoles besitos a viejas para lograr sus cometidos. Y eso es de lado y lado.

2 comentarios:

Andres dijo...

¿Borges y el Pdte.?

Guatemala y Guatepeor

Nunca este Sr. Borges ha dicho algo que soporte un sólo analisis simple:
¿El interés personal por encima del país?

Marciana dijo...

Ese sifrinito no llega ni a la esquina. En realidad le da asco meterse en los barrios pero sabe que le toca si quiere tener "algo" de vida en las elecciones. Satrapa!